Auditoría SEO: Comprueba el Estado de tu Web Paso a Paso

Inicio » Auditoría SEO: Comprueba el Estado de tu Web Paso a Paso

¡Hola a todos! En el artículo de hoy vamos a tratar un tema esencial cuando se afronta un proyecto SEO en una web existente: realizar una auditoría SEO.

Muchos clientes no entienden de la importancia de este paso. Yo suelo decir que es como cuando vas al médico: primero tienen que averiguar dónde está la dolencia para aplicar un tratamiento adecuado.

¿Te pueden curar la mayoría de males con un antibiótico potente? Si. Pero es mejor esperar a los resultados para aplicar la solución más adecuada.

Con una auditoría SEO sucede lo mismo.

Debemos averiguar cuál es el estado actual de la web, cómo de óptimo es su diseño y si se han llevado a cabo técnicas SEO de manera incorrecta. De este modo, detectaremos los puntos fuertes que se deben potenciar y los débiles que debemos corregir.

Dicho de una forma más técnica: Tenemos que hacer un chequeo profundo de los principales factores internos (On Page) y externos (Off Page) que determinan el SEO en una web.

Todos estos puntos de control, o al menos los más importantes, los veremos más adelante. Pero antes vamos a analizar más detenidamente qué es una auditoría SEO y cuándo conviene realizarla.

Al realizar una auditoría SEO en una web perseguimos detectar el estado de todos los factores que determinan el posicionamiento orgánico de esta, en relación a las palabras clave (keywords) o términos de búsqueda relacionados con su negocio.

No se buscará únicamente obtener un diagnóstico técnico del estado de una web, que también. Sino analizar los puntos de mejora para conseguir que tu web consiga clientes a través de tráfico orgánico para palabras clave relacionadas con tu producto/servicio.

Es decir, se deberá afrontar de un modo estratégico. Planteando objetivos, detectando los problemas que nos impiden alcanzarlos y proponiendo soluciones.

Dicho esto, una auditoría SEO será conveniente en los siguientes casos:

  • Antes de iniciar un proyecto de posicionamiento web.
  • Cuando se detecte un estancamiento del tráfico orgánico.
  • Ante bajadas continuadas de tráfico orgánico.

En estas situaciones habremos detectado síntomas del problema. Y el trabajo de la auditoría SEO será sacar a la luz estos problemas y proponer soluciones.

Después de esta introducción vamos a analizar los puntos clave a tener en cuenta en una auditoría SEO. No incluiremos todos, ya que muchos aspectos técnicos serán demasiado complejos para el tema que nos ocupa. Pero veremos los más importantes.

Auditoría SEO On Page

El primer paso será analizar el estado de los factores internos que determinan el posicionamiento de una web. Conocidos como factores SEO On Page.

Estos serán los más sencillos de analizar y solucionar ya que se encuentran en el interior de la web. Donde dispondremos de acceso total para solventarlo.

1 Palabras clave posicionadas y tráfico (visibilidad)

El primer paso será analizar para qué palabras clave está posicionada la web y su nivel de visibilidad. Marcado por el tráfico que recibe sobre el total de resultados de búsqueda.

En un primer momento podríamos pensar que contra más tráfico recibe nuestra web mejor ¿verdad? Pues no es así. Al menos no en todos los casos.

Antes de analizar el tráfico orgánico de una web y las búsquedas que lo preceden debemos tener un punto de control respondiendo una pregunta; ¿cuál sería la situación ideal?

Para ello tendremos que realizar una investigación de palabras clave basado en:

  1. Las características de tu negocio.
  2. Tu público objetivo.
  3. El resto de competidores del mercado.

Con estos datos obtendremos las palabras clave o keywords más relevantes para la empresa y el nivel de visibilidad (tráfico) al que se puede aspirar. El siguiente paso será analizar lo lejos que estamos de este punto óptimo.

Los aspectos más determinantes en este punto serán:

  • Elección de palabras clave: que estén alineadas con los objetivos del negocio.
  • Enfocadas a la intención de búsqueda del usuario: dependiendo de la intención de búsqueda (informacional, navegacional o transaccinoal) habrá que crear un contenido u otro. Es decir, para una busca tipo “como hacer…” no podremos posicionar una página de servicio o un producto con contenido enfocado a la venta. Ya que el usuario estará buscando una entrada de un blog donde se resuelva su duda.

2 Indexacción

Otro de los puntos clave es la indexación. Que no es otra cosa que el número de URLs de nuestra web que mantiene Google en su índice. Y, por consiguiente, en los resultados de búsqueda donde se mostrarán a nuestros clientes.

Podrías pensar que todas las páginas o entradas que publicas en tu web las tiene en cuenta Google. Pues NO. Tenemos que ponérselo fácil.

Para saber el número de páginas que Google ha indexado en tu web deberás acudir a su herramienta para webmasters: Search Console. Y después de comprobar este dato habrá que compararlo con el número de páginas publicadas.

De este modo veremos el nivel de indexación de tu web.

Te preguntarás ¿qué determina que una url la indexe Google o no? Los factores más determinantes son:

  • Que lleve la etiquetas “noindex”: esto indicará a google que no queremos que indexe la página. Nos puede interesar en determinados casos, como en landing pages de promociones o anuncios.
  • Paginación: cuando tenemos mucha información en una página, como en una categoría de producto o en un blog, tenemos que dividir la información en páginas para mejorar la velocidad de carga. Sin embargo, para que la araña de Google analice todas las URLs deberemos añadir en cada página las etiquetas rel=”next” y rel=”prev” para indicarle que se trata de una paginación y que tiene que llegar hasta el final.
  • Profundidad del contenido: este caso es similar que el de la paginación. A más distancia de un contenido (medido en clics) de la home, más complicado será que llegue la araña de Google. A partir de 3 clics de distancia empezaremos a tener problemas.
  • Etiqueta canonical: la etiqueta canonical se incluye en las páginas que contienen información muy similar a otras. De este modo, indicamos a Google cuál es la página principal para que no indexe estas páginas, evitando penalizaciones por contenido duplicado. Esto es muy común en los ecommerce con URLs donde se muestra el mismo producto de diferentes colores o tallas.

3 Arquitectura de la información y UX (User Experience)

Otro punto clave será el diseño de la estructura de la web. Conocido como arquitectura de la información.

Este punto de la auditoría SEO se basará en analizar cómo está organizada la información en la web. Y si esta es óptima para que el usuario consiga su objetivo de una forma sencilla.

Un objetivo puede ser la compra, pero también lo será filtrar artículos, realizar una búsqueda, una consulta, encontrar una categoría y un largo etc.

Todos sabemos, aunque sea de una manera inconsciente, donde se encuentran las cosas en una web. Por ello, todo lo que se escape de la norma y haga mucho pensar al usuario será un error.

Además, dependiendo de la estructura de la web daremos más importancia en términos SEO a diferentes partes de ella. Por lo tanto, este punto tendrá un componente estratégico. Tendremos que definir qué secciones son más importantes para conseguir los objetivos del negocio y trabajar la estructura de la web en consecuencia.

4 Contenido (Calidad y estructura)

En este punto tendremos que analizar el contenido mismo de la web. Hay muchos aspectos que se pueden mejorar en cuanto a contenido, pero los dos puntos clave serán:

  1. Calidad del contenido: entendido como la relevancia o utilidad de este contenido para el usuario. Determinado por:
    • Alineación con la intención de búsqueda del usuario.
    • Concreción con el tema de la página (densidad de keywords).
    • Aspectos relacionados con el copywriting o técnicas de escritura persuasiva.
  2. Estructura del contenido: esto hace referencia a etiquetas SEO o meta tags. Entre los que se encuentran:
    • Title.
    • Meta description.
    • Encabezados < h1 >, < h2 >,…,< h6 >.

Para ayudarnos en esta tarea nos serviremos de herramientas como Scream Frog.

5 WPO (velocidad web)

El último punto a tener en cuenta en la parte de auditoría SEO on page será el WPO (Web Performance Optimization). Que no es otra cosa que la optimización de la velocidad de carga de una web.

Además de que Google tiene en cuenta la velocidad de carga como un factor SEO, los usuarios abandonarán tu web si tarda mucho en cargar. A nadie nos gusta navegar en una web lenta y mucho menos desde nuestros Smart Phones.

Pero, ¿a qué se le considera lento?

Para comprobarlo nos tenemos que apoyar en herramientas de análisis de WPO. Las más populares son:

Estas herramientas nos dirán la velocidad de nuestra web y los puntos en los que podremos mejorar. Te muestro 3 herramientas para que puedas comparar los resultados. Sobre todo, por la necesidad de poner en contexto los datos de Google Page Speed.

Puedes tener optimizada la velocidad de tu web obteniendo buenos resultados y sacar malos resultados en la herramienta de Google.

Auditoría SEO Off Page

Ahora que hemos repasado los puntos más importantes que deberemos tener en cuenta para la auditoría SEO on page pasemos a los aspectos que están fuera del control de nuestra web. Lo que se conoce como SEO off page.

1 Autoridad web

El primer punto será medir la autoridad de la web. La cual se calcula midiendo el número y la calidad de los de enlaces que apuntan hacia las URLs de nuestro dominio.

La medición de la autoridad de una web sigue la misma lógica que para un negocio tradicional ¿cómo medimos la autoridad en este caso?

La valoramos según las recomendaciones que recibimos de personas cercanas a nosotros. Contra más confianza nos despierte esa persona y mayor conocimiento tenga sobre el negocio que nos recomienda, mayor credibilidad le otorgamos a la empresa.

En el caso de Google, valora los enlaces que recibe tu web por su autoridad y por la concordancia de la temática entre ambas webs.

Que ambas webs tengan la misma temática es determinante por la relevancia que pudiera tener este enlace para los usuarios y su naturalidad. Siendo estos dos aspectos los que más preocupan al buscador:

  • Cuidar a los usuarios (sus clientes)
  • y la naturalidad (para evitar manipulaciones)

Tiene poco sentido que si tienes una asesoría legal recibas un enlace de un blog de mascotas ¿verdad? Pues Google no lo tendrá en cuenta para calcular la posición de tu web.

2 Backlings

Para medir este punto nos tendremos que apoyar en herramientas SEO premium. Una de las más potentes (si no es la que más) es ahrefs. Con ella podremos ver datos como:

  • UR (URL Rating): índice de o a 100 que representa la relevancia de la URL según su perfil de enlaces.
  • DR (Domain Rating): índice de o a 100 que representa la autoridad de un dominio según su perfil de enlaces.
  • Nº de enlaces que apuntan  a una web.
  • Nº de dominios que apuntan a una web.

Vamos a ver un ejemplo con elpais.com.

Auditoría SEO - baclinks

Como ves en la imagen, sus cifras son espectaculares por ser un medio de referencia y con mucho prestigio. Siendo la referencia para muchas webs donde vinculan sus contenidos.

Una vez identificados los enlaces y dominios que enlazan a una web deberemos analizar la calidad de estos enlaces. La cual estará determinada por:

  • Valor de UR y DR: como vimos anteriormente es un indicativo de autoridad.
  • Número de enlaces salientes: si un dominio tiene miles de enlaces salientes es posible que sea una “granja de enlaces” y deberemos huir de estos dominios.
  • Temática de la web: contra mayor relación entre ambas, mayor autoridad nos transferirá el enlace.
  • Tráfico que recibe: lo mejor que nos puede pasar es que un enlace dirija tráfico a tu web. Por ello, si la página donde tenemos nuestro enlace recibe tráfico será un gran indicativo de calidad.

Con todos estos datos sabremos la calidad del perfil de enlaces de la web y fijaremos las acciones a realizar para mejorarlo.

Conclusiones

Ya hemos llegado al final del artículo. Como habrás visto, una auditoría SEO es un proceso imprescindible para llevar a cabo un proyecto de posicionamiento web profesional. Ya que, de no realizarla, no podremos identificar los posibles problemas y plantear las soluciones adecuadas.

Como te dije al comienzo, no se puede incluir toda la información necesaria para hacer una auditoría SEO en un post. Pero espero haberte dado las claves para que puedas identificar los puntos de mejora de tu web y poder trabajar para mejorarlos.

Si tienes alguna duda o quieres aportar tu experiencia sobre las auditorías SEO deja un comentario abajo. No vemos en las redes 😉

Auditoría SEO: Comprueba el Estado de tu Web Paso a Paso
4.8 (96%) 5 votes

Mi trabajo como Consultor de Marketing Online se basa en ayudar a empresas, autónomos y profesionales a que conviertan su presencia online en su principal fuente de clientes e ingresos.

Huyo de la zona de confort, me apasionan los desafíos y entiendo la formación continua como el único medio para crecer a nivel personal y profesional.

By |2018-11-03T09:58:52+00:0022 octubre, 2018|SEO|

Deja un comentario

avatar
  Suscribirse  
Notify of